365 días de libros: Italia. Un país para leer

Italia. Un país para leer

|

Hasta el 10 de junio la Feria del Libro de Madrid inunda de casetas el Parque del Retiro. Novedades literarias, grandes clásicos y el deseado encuentro con el autor, son la excusa perfecta para pasar la tarde en busca de una nueva lectura.



En esta 71ª edición de la Feria, Italia es el país invitado bajo el lema Italia: un país para leer. La literatura transalpina está llena de grandes referentes: desde los pioneros Dante Alighieri y Francesco Petrarca hasta los considerados clásicos como Italo Calvino, Gianni Rodari, Emilio Salgari o Carlo Collodi. Pero, ¿qué obra de la literatura italiana se podría destacar como referente en el último medio siglo?

Esta es la pregunta que lanzamos a nuestras compañeras de Biblioteca y entre ellas han elegido una: El nombre de la Rosa, de Umberto Eco.



Ambientada en la Edad Media, la novela nos sitúa en una abadía de monjes franciscanos localizada en los Apeninos ligures. Toda la historia gira en torno a un libro, el segundo de la Poética de Aristóteles, manuscrito que se supone desaparecido en la Edad Media y en torno al cual se suceden una serie de misteriosas muertes. La obra está narrada en primera persona por Adso de Melk, pupilo de Guillermo de Baskerville, monje franciscano y antiguo inquisidor. Ambos llegan al monasterio para intentar aclarar la muerte de un joven miniaturista.

Huye, Adso, de los profetas y de los que están dispuestos a morir por la verdad, porque suelen provocar también la muerte de muchos otros, a menudo antes que la propia, y a veces en lugar de la propia.

Si intentamos ubicar la novela en uno de los géneros literarios conocidos, nos encontramos con que podría tratarse de la combinación de una novela policiaca y una crónica medieval con un gran trasfondo histórico, religioso y filosófico, incluso podemos decir que también narra un amor apasionado, todo ello plagado de numerosas referencias, citas y guiños que nos lleva a pensar que en la novela no hay absolutamente nada que se haya dejado al azar.

En palabras del autor, la novela tiene hasta dos niveles de profundización “el lector ingenuo puede disfrutarla a un nivel elemental sin comprenderlas, después está el lector de segundo nivel que capta la referencia, la cita, el juego y por lo tanto sabe que se está haciendo, sobre todo, ironía”.

En 1986 fue meticulosamente adaptada al cine por el director francés Jean-Jaques Annaud, obteniendo numerosos galardones internacionales. 




Seguro que vosotros también tenéis vuestra novela italiana favorita, y si no la tenéis aun os quedan algunos días para encontrarla dando un paseo por El Retiro. Allí os esperan obras de los autores antes mencionados y otros, que encabezan la literatura italiana actual como Fabio Volo, Edoardo Nesi, Federico Moccia, Niccolò Ammaniti o Paolo Giordano.

Mientras tanto, desde la Biblioteca del Campus de Colmenarejo aprovechamos la ocasión para poner a disposición de nuestros usuarios una selección de obras de literatura italiana tanto clásica como moderna, pero también películas, métodos de italiano y guías de viaje para los que quieran hacer una escapada a la península itálica.

Viva l'Italia!